Ecuador. jueves 14 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Sin pistas en secuestro de hija de alcalde colombiano

Unidades del Ejército y la Policía de Colombia seguían este viernes en busca de una niña de 10 años, hija de un alcalde, secuestrada, mientras el padre rogó por su liberación.


Publicidad

La niña Nohora Muñoz Gutiérrez es la menor de las dos hijas de Jorge Muñoz, alcalde de Fortul, en el departamento de Arauca, unos 280 kilómetros al noreste de Bogotá.

En declaraciones a la radio Caracol, el alcalde pidió a los secuestradores que se comuniquen con la familia y que no le hagan daño a la pequeña.

“Pedirles que se comuniquen conmigo, que se comuniquen con la familia, que nos digan cómo está la niña, que reserven su integridad física, que no le hagan daño, que la liberen”, dijo.

Agregó que están “a la espera de que se comuniquen y eso es lo único que estamos pidiendo ahora, que nos cuiden a nuestra niña, que no le hagan daño…estamos rezando por ella, que sea fuerte. Ella es una niña valiente, inteligente”.

El jueves Muñoz dijo que quizá había cometido un error al minimizar los riesgos de seguridad, aunque no tenía amenazas.

Desde la ciudad caribeña de Cartagena, el presidente Juan Manuel Santos condenó el secuestro porque dijo que no sólo era un delito de lesa humanidad, sino que estaba agravado en forma “más horripilante” por tratarse de un niña.

“No sé cual es el motivo (del secuestro), no sé quien la tiene, pero lo que les quiero decir a esos bandidos -porque llevarse una niña es un acto de cobardía- es que los vamos a perseguir a donde estén y vamos a recuperar a esa niña a como dé lugar”, agregó Santos citado en una nota divulgada por la casa de gobierno en un correo electrónico.

El general Jaime Reyes, comandante de la XVIII Brigada del Ejército con jurisdicción en Arauca, dijo en diálogo telefónico con AP que buscan a la pequeña tanto en la zona de Fortul como en municipios cercanos y que hasta ahora desconocen quiénes pudieron secuestrarla.

“Continuamos trabajando en la búsqueda de la hija del alcalde… Hasta el momento no sabemos quiénes fueron los autores de este secuestro, pero con la información que nos han suministrado varios habitantes estamos trabajando y ratificamos la recompensa de 100 millones de pesos” o unos 52.500 dólares por datos que lleven a su ubicación, dijo el oficial.

En aquella región de Arauca, fronteriza con Venezuela, operan guerrillas como el Ejército de Liberación Nacional (ELN), las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) y bandas del narcotráfico, dijo Reyes.

La pequeña fue secuestrada el jueves por la mañana en Fortul cuando iba con su madre rumbo al colegio, donde estudia quinto grado, han dicho las autoridades. Los hombres se llevaron a la niña en un taxi y abandonaron a la madre en la vía, de acuerdo con la versión policial y militar. AP