Ecuador. Sábado 27 de Mayo de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Luis Fernando Torres presenta demanda por enmiendas a la Constitución

ECUADOR, Quito (20-01-2016). El asambleísta Luis Fernando Torres acudió a la corte constitucional a presentar una demanda de inconstitucionalidad a las enmiendas aprobadas por la Asamblea Nacional. FOTOS API / JUAN CEVALLOS.

El legislador ecuatoriano Luis Fernando Torres, del opositor Partido Social Cristiano, presentó hoy ante la Corte Constitucional una demanda de inconstitucionalidad de unas enmiendas a la Carta Magna, aprobadas por el Parlamento en diciembre pasado e impulsadas por el Gobierno.

Torres presentó quejas de supuesta ilegalidad a 13 de las quince enmiendas aprobadas por la Asamblea Nacional (Parlamento), que incluyen la reelección indefinida y una disposición transitoria que impide que el actual presidente del país, Rafael Correa, se presente para repetir en el poder en los comicios de 2017.

En la demanda, contenida en un texto de 47 páginas, Torres solo excluye una enmienda que se refiere al requisito de edad para postular a la Presidencia del país y otra que corrige un error en la normativa de los fondos de pensiones y cambia la palabra “provisional” por “previsional”.

El legislador ha planteado en su demanda observaciones de supuesta inconstitucionalidad a enmiendas como la contratación colectiva en el sector público, el apoyo de las Fuerzas Armadas a la seguridad interna, la consulta popular en gobiernos locales y el establecimiento de la comunicación como un servicio público.

Aunque el asambleísta de derechas admitió a periodistas que será difícil que la Corte Constitucional atienda favorablemente su demanda, dijo que su acción pretende, sobre todo, que en el país se mantenga la discusión sobre las enmiendas del Gobierno, que generaron protestas el año pasado.

Con la de Torres, son cinco demandas de inconstitucionalidad que han sido presentadas ante la Corte Constitucional sobre las enmiendas, incluidas las planteadas por grupos de oposición como el movimiento político Unidad Popular y las organizaciones sociales Parlamento Laboral y Colectivo de Obreros e Indígenas.

La normativa ecuatoriana establece un plazo de 30 días para que se puedan presentar demandas de inconstitucionalidad sobre leyes que hayan sido aprobadas y puestas en vigor, que en el caso de las enmiendas rigen desde el pasado 21 de diciembre. EFE (I)