Ecuador. miércoles 13 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Argentina busca su tercer Oscar con “Relatos salvajes”

Con “Relatos salvajes” Argentina consiguió este jueves su séptima candidatura al Oscar a la mejor cinta en lengua extranjera.


Publicidad

La aclamada película de Damián Szifrón, una compilación de seis cortos que transcurren en los más dispares escenarios y cuyo nexo común son las reacciones violentas ante la transgresión de los límites, competirá por la codiciada estatuilla con “Ida” de Polonia, “Leviathan” de Rusia, “Tangerines” de Estonia y “Timbuktu” de Mauritania.

“La verdad que es muy impactante. Cuando escribí esta película no tuve en cuenta el recorrido que podía llegar a tener”, dijo Szifrón en una entrevista reciente en Nueva York, luego que la cinta quedó entre las nueve finalistas en la categoría.

“Seguramente la próxima película que escriba ya va tener una consciencia más internacional, digamos, pero esta es la primera película que verdaderamente cruza las fronteras y se está estrenando en muchos países del mundo y presentando en muchos festivales, así que en relación con lo que hice antes es una revolución absoluta. Me siento revolucionado”, añadió el realizador, quien la escribió y dirigió.

Narrada con maestría y un aplastante sentido del humor, “Relatos salvajes” ha tenido un brillante recorrido desde que debutó el pasado mayo en el Festival de Cine de Cannes como el único filme latinoamericano del año en la competencia por la Palma de Oro, el máximo honor.

Con las actuaciones de Érica Rivas, Leonardo Sbaraglia y Ricardo Darín (una especie de actor fetiche para Argentina por su trascendencia internacional y protagonista del último filme argentino ganador de un Óscar, “El secreto de sus ojos”), entre otros, y música original del compositor argentino ganador de dos Premios de la Academia Gustavo Santaolalla, la cinta fue coproducida por el argentino Hugo Sigman y el maestro del cine español Pedro Almodóvar junto a su hermano Agustín, a través de su compañía El Deseo. Es, según Szifrón, 70% argentina y 30% española.

“Pedro fue muy efusivo a la hora de expresar su gusto por el guion, no se limitó, y es un tipo que valora mucho la libertad; él tiene su propia compañía, filma lo que quiere, cuando quiere, como quiere, así que a la hora de producir genera ese mismo entorno para el director con el que está trabajando”, relató el director con evidente gratitud.

“Constantemente me dio su apoyo”, continuó. “Él quería que yo hiciera la película que yo quería hacer y me ayudó mucho a hacerla. Y luego cuando la película lo necesitó a él como figura, como patrocinador digamos, fue el primero en la fila: Vino a Cannes, la presentó; vino a San Sebastián, la presentó; hizo un montón de prensa para el estreno en España. Realmente se puso el proyecto encima y nos abrió una enorme cantidad de puertas”.

De hecho, en España recientemente fue postulada a nueve premios Goya, tras haber recibido honores en los festivales de San Sebastián y Palm Springs, entre otros. Asimismo, la Junta de Reseñistas de Cine de Estados Unidos la seleccionó a fines de 2014 como la mejor película extranjera del año.

Argentina ha sido postulada al Oscar en seis ocasiones anteriores y ha ganado dos veces: en 1985 por “La historia oficial” de Luis Puenzo y en 2009 por “El secreto de sus ojos” de Juan José Campanella. Las candidatas previas fueron “La tregua” de Sergio Renán (1974), “Camila” de María Luisa Bemberg (1984), “Tango, no me dejes nunca” de Carlos Saura (1998), y “El hijo de la novia”, también de Campanella (2001).

La ceremonia de los premios Oscar será el domingo 22 de febrero en Los Ángeles.