Ecuador. viernes 20 de octubre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Los Almodóvar afirman estar al corriente de sus obligaciones tributarias

Pedro y Agustín Almodóvar

Los hermanos Pedro y Agustín Almodóvar aseguraron hoy estar al corriente de sus obligaciones tributarias, tras desvelarse ayer que ambos figuraban como apoderados, a principios de los 90, de una sociedad opaca registrada en Islas Vírgenes Británicas, un territorio considerado paraíso fiscal.


Publicidad

“No vamos a hacer ningún comentario sobre las filtraciones. Tanto (la productora) ‘El Deseo’ como Pedro y Agustín Almodóvar están al corriente de sus obligaciones tributarias”, señaló a Efe Javier Giner, portavoz de la productora.

Los nombres del director y productor de cine españoles figuran en los llamados “papeles de Panamá” sobre empresas opacas, divulgados ayer por el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación, junto a otros como el presidente de Argentina, Mauricio Macri, y el futbolista Leo Messi.

Según El Confidencial y La Sexta, los medios españoles que han participado en la investigación, los papeles proceden del bufete panameño Mossack Fonseca, especialista en crear sociedades opacas en paraísos fiscales.

En esa documentación aparecen los hermanos Pedro y Agustín Almodóvar como apoderados de la sociedad Glen Valley Corporation registrada en las Islas Vírgenes británicas entre 1991 y 1994.

El Confidencial indica que los Almodóvar disfrutaron de capacidad para “administrar la sociedad sin limitación alguna”, lo que incluye “llevar a cabo contratos o actos de toda clase” (…) “recibir o dar dinero en préstamo, comprar productos, mercancías, valores, acciones” (…) o “abrir cuentas bancarias en nombre de la sociedad en cualquier banco”.

Según esa información, la firma se mantuvo activa desde el 22 de marzo de 1991 hasta el 11 de noviembre de 1994 y su tramitación se gestionó desde el despacho de la firma panameña Mossack Fonseca en Ginebra. EFE (I)