Ecuador. lunes 11 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Gingrich pidió “compartir” matrimonio con amante

Washington,  (EFE).- La segunda esposa de Newt Gingrich, aspirante a la candidatura presidencial republicana, reveló hoy en una entrevista que su exmarido le propuso tener “un matrimonio abierto” para poder mantener una relación con su entonces amante.


Publicidad

Marianne Gingrich explicó que su exesposo le pidió que lo “compartiera” con su amante, Callista Bisek, algo a lo que se negó y por lo que su matrimonio concluyó.

“Vino y me dijo que quería seguir casado conmigo y todavía mantener una relación con su Callista”, dijo Marianne Gingrich, en una entrevista que se emitirá esta noche en ABC, aunque ya se han dado a conocer extractos de su contenido.

Según Marianne, Newt Gingrich se quejaba de que “lo quería sólo para ella” y que a Callista no le importaba que “él siguiera casado”. “Eso no es un matrimonio”, precisó Marianne.

Marianne y Newt Gingrich estuvieron casados durante 18 años, pero en la última época el entonces presidente de la Cámara de Representantes sostenía una relación amorosa con su asistente del Congreso, Callista Bisek, con quien se casó posteriormente, en 2000.

Callista Gingrich, que ha aparecido de manera constante en la campaña de su esposo como candidato presidencial, es la tercera mujer del aspirante republicano.

Además, Marianne se lamenta de que Newt Gingrich mantuviera relaciones con Callista en su dormitorio en el apartamento en Washington.

“Él siempre me llamaba de noche y siempre acababa con un “te quiero”. Bueno, pues ella estaba escuchando”, agrega Marianne, quien asegura que Newt Gingrich nunca le ha pedido perdón por su comportamiento.

La infidelidad y ruptura del matrimonio de Gingrich coincidió con la vehemente condena por parte del expresidente de la Cámara de Representantes de la conducta inmoral del entonces presidente Bill Clinton, por su relación con Monica Lewinsky, becaria de la Casa Blanca.

Gingrich, quien se encuentra de campaña de cara a las primarias republicanas del próximo sábado en Carolina del Sur, aseguró hoy en una entrevista a la NBC que no va a “decir nada negativo sobre Marianne”.

“Entiendo que a parte de los medios de comunicación de la elite les gustaría hacer cualquier cosa con tal de cubrir los fallos del presidente (Barack) Obama, pero lo cierto es que tenemos mucho de lo que hablar sobre los problemas de hoy en día”, explicó.

Newt Gingrich es, junto con Mitt Romney, Ron Paul y Rick Santorum, uno de los cuatro contendientes que se mantienen en liza por la candidatura republicana para las próximas elecciones de noviembre, en la que el partido republicano tratará de arrebatar la Casa Blanca al presidente Barack Obama. EFE

afs/mv/jrh